Conocemos de los riesgos y las amenazas actuales y ofrecemos soluciones especificas a nivel nacional. Tenemos capacidad de diagnostico y te ayudamos a terminar la seguridad de tu Plan, seas Persona o Institución.
We know our actual risks and threats and offer specific solutions at national level. We can diagnose and help you finishing your Security Plan, whether if you are a Person or a representative of an institution.

Resultados de la Búsqueda, Dale click al Título para salir de búsqueda

Translate

miércoles, 11 de febrero de 2015

El mooning en gobiernos latinoamericanos como el Perú

En Latinoamérica,  es poco lo que puede lograr un gobierno
sin mayoría parlamentaria.
Por Jorge Contreras[1]
El mooning, esta simbólica irreverencia etic de “mostrar el trasero” al oponente, como una forma de manifestarle rechazo, ha venido siendo la figurativa actitud  de algunos  gobiernos autoritarios latinoamericanos, como Venezuela y en menor grado Perú, en la que funcionarios oficiales, dejaban de escuchar a sus opuestos y ejecutaban sus planes.
 En el Perú, la continua negación del otro, el rechazo a sus ideas, ha resultado en el abandono de las filas del gobierno y ha ido engrosando a la oposición, a tal punto, que esta delicuescencia de gobiernos anteriores ha alcanzado un punto de no retorno. Hoy el actual gobierno, ha perdido su mayoría y la decisión está en manos de la oposición parlamentaria.  A esta situación, se han sumado “acusaciones” contra funcionarios, que ahora, a modo de tabla de salvación, ensaya una “propuesta de dialogo”, “un estudio de gobernanza” y pide un trato “separando lo jurídico de lo político”, para algunos considerado falaz. Llegando así a una situación, en la que indignados entre políticos y población, no le muestran sus traseros, sino la espalda, y le exigen cambios.  En el colmo de la insensatez, un miembro de la familia de gobierno, ha alcanzado a sugerir, claro está, con ribetes de esquizofrenia, que como salida al gobierno solo le queda la posibilidad de “un autogolpe”[2].

Lo que se ve cuando abrimos los ojos…
Quizás las más grandes criticas al actual gobierno en el 2015 incluyen 1) sus carencias de compromiso con lo prometido; 2) de visión compartida; 3) la presencia de un fantasma de desvalores y de ausencia de ética de gobierno; y 4) del notorio afán de tratar de aprovechar el liderazgo y logros de algunos ministros para mejorar su popularidad. Aspectos que han ido enviando una imagen negativa muy similar a anteriores regimenes.

Hoy en día, ha crecido la desconfianza y es difícil interpretar lo que buscan, lo que desean, lo que un filosofo como Heidegger definiría como los “tesoros verdaderos que buscan proteger en esta nación”[3].

Los logros y los inconvenientes….
Los logros en “seguridad policial”, no han servido para contrarrestar la incapacidad en seguridad ciudadana, el  intento de imposición de una Ley Laboral, los escasísimos avances en materia anticorrupción, la mediocre atención de casos públicos de justicia que involucran a representantes oficiales, son hechos que reciben el rechazo de casi la totalidad de políticos y sociedad. 

A ello se agrega que este gobierno, ha sido denunciado ante varias instancias, incluyendo la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y mantiene miles de denuncias por el desconocimiento de derechos pensionarios de las Fuerzas Armadas y Policiales.

La dicotomía de la Seguridad, una escopeta de dos cañones…
Como dirían nuestros hermanos Mexicanos, un desmadre recorre las jerarquías de poder, seguridad, justicia, y cultura de las autoridades del país.

El Control de la conducta desviada es disfuncional e inconsistente. La seguridad policial no ha superado las necesidades de la Ley de Seguridad Ciudadana. Mientras los Policías tienen fuerza pública[4], (intervienen, controlan, colocan multas), los Serenazgos no tienen esa capacidad y los Municipios anulan las multas por infracciones de transito.

En el nombre de los Derechos Humanos, no hay sanción para los que están en el poder. En determinados niveles, los hechos adquieren similitud con el crimen organizado[5], y en este tema hay escasos logros, los casos están relacionados con organizaciones empresariales[6] y muestran un modelo evolutivo[7], ejercen  el poder o la influencia (manipulación) son denunciados y se consideran espejismos,  los sospechosos escapan, los procuradores son despedidos, las pruebas financieras e inmobiliarias abundan y al ser tildadas falazmente como “refritos” o como “falsas” no son tomadas en cuenta, o pero aún, se pierden,  los tramites oficiales para extraditar y procesar delincuentes son equívocos e interminables, los procesos se caen de viejos, y hasta los “antes culpables” se van tornando en “actuales inocentes”.

En el sector justicia, Jueces, Procuradores, Fiscales, Reeducadores y Penitenciarios, no reflejan lo la sociedad o las victimas desean, cada quien maneja su visión y su diversa solución al problema. Para los opuestos al sistema, no existen los derechos, pueden ser procesados y reprocesados, aun enfermos. En casos, la justicia llega a ser implacable solo para algunos.

Entre el desorden, algunos burlan al régimen, otros lo tienen comprado, terroristas y delincuentes pasan estadías en hospitales, en cárceles doradas, de cualesquiera condición, ahí coordinan.

Aspectos de Inteligencia…
No corresponde describir un tema tan sensible públicamente, solo nos limitamos a decir que el deshacer un organismo de inteligencia en un tris, es quizás una de las razones por las que el Perú mantiene una región como el VRAE con un estatus de peligro de mas de 20 años.

Adicionalmente, se fomentan espectáculos que siembran el odio, que mantienen latente la información parcializada de una época de terror, que no la conoce apropiadamente nuestra juventud a través de los programas educativos. Estos espectáculos incluyen ofensas sexuales. Omitiendo que la politización del arte se manifiesta en estrategias y prácticas muy diversas[8] con fotografías[9] y “obras, donde la subversión es la máquina del entretenimiento”[10],  en el colmo de males, algunas representaciones son llamados “cultura” por los mismos representantes del gobierno.

La justicia para algunos….
En cuanto al sector privado, no hay sanción para algunas empresas que cometen infracciones a la salud. (caso Domino Pizza, Pizza Hut) Todo termina cuando estas empresas se disculpan públicamente al ser encontradas infraganti.

En casos notorios, la sociedad presencia como algunos de los mayores delincuentes escapan y otros, capturados, se nutren de los mejores abogados y declaran con desparpajo sus desvergüenzas, como si fueran inocentes. 

Finalmente el anti-sistema de elecciones…
En cuanto a elecciones, todo seguiría igual, esta permitida la elección de todo tipo de individuos, los “que roban y que hacen obra”, el sistema avala los “vientres de alquiler” partidario y les otorga “viabilidad”, el resultado, algunos elegidos tienen antecedentes de narcotráfico y otros carecen de educación.

Las autoridades elegidas se publicitan anulando obras de anteriores regimenes, retirándole las placas,  y hasta disponen la anulación de papeletas/multas de transito, cometiéndose el grave error de olvidar las faltas[11].

Este cuadro es el resultado de este tipo de gobierno.
Por eso el mooning a la latina, es una respuesta emic real.

[1] Jorge A. Contreras Ríos, DNI 09582230, ICAC Nº 897, administrador, licenciado en ciencias militares, abogado, magíster en ciencias militares, magíster en derecho penal, estudios de doctorado.
[2] ARRIVILLAGA, Edgardo, (1976) “Un genuino golpe cívico militar que nadie quiere escribir”, Revista Inteligencia Estratégica, marzo de 2005.  Golpe de Estado (calco del francés coup d'État).
[3] FARIAS, Víctor (1987) “Heidegger y el Nazismo” Muchnik Editores. Francia.
[4] POLINSKY, A.M., Shavell, S. (2000a). “The Economic Theory of Public Enforcement of Law”. Journal of Economic Literature 38, 45–76.
[5] ALBANESE, J. (2000) The Causes of Organized Crime: Do Criminals Organize Around Opportunities for Crime or Do Criminal Opportunities Create New Offenders? Journal of Contemporary Criminal Justice 16 (4): 409–423.
[6] BLANCO, C.I. (1997): Criminalidad organizada y mercados ilegales, Eguzkilore: Cuaderno del Instituto Vasco de Criminología, San Sebastián 11, 213-231.
[7] JAMIESON, A. (1995) The Transnational Dimension of Italian Organized Crime. Transnational Organized Crime (1:2), 151–172.
[8] RANCIERE, Jacques (2008) Le spectatore emancipé. La Fabrique editions. Argentina. Pág. 54.
[9] RANCIERE, Jacques (2008) Le spectatore emancipé. La Fabrique editions. Argentina. Pág. 56.
[10] RANCIERE, Jacques (2008) Le spectatore emancipé. La Fabrique editions. Argentina. Pág. 71.
[11] FREIBERG, A and KRASNOSTEIN S (2011) Statistics, damn statistics and sentencing. Journal of Judicial Administration 21: 73–92.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada