Conocemos de los riesgos y las amenazas actuales y ofrecemos soluciones especificas a nivel nacional. Tenemos capacidad de diagnostico y te ayudamos a terminar la seguridad de tu Plan, seas Persona o Institución.
We know our actual risks and threats and offer specific solutions at national level. We can diagnose and help you finishing your Security Plan, whether if you are a Person or a representative of an institution.

Resultados de la Búsqueda, Dale click al Título para salir de búsqueda

Translate

domingo, 30 de junio de 2013

Planeador Julio 2013

Descarga tu planeador aquí

lunes, 24 de junio de 2013

Fantasma de descontrol social


Un fantasma de descontrol social interno se podría proyecta, al que consideramos se debe prestar mayor atención.

Toda esta situación se presenta a puertas del mes de Julio….
La promesa del presidente durante su visita a los Estados Unidos en la que  postulaba una ecuación en la que en America Latina el Perú puede ser la pieza clave en el esquema de solución de la crisis mundial  y una solución contra el trafico ilegal de drogas esta encontrando su ajuste real.

La inestabilidad social interna tiene origines políticos,  el gobierno es criticado por su fe en la economía de mercado así como por su política de inversión en programas sociales, y su primera caracterización de respuesta de las principales organizaciones políticas locales,  la vamos presenciando en los medios.

La posibilidad de aprovechar la crisis mundial, aún no esta al alcance de las manos, una situación de litigio interno con rasgos de violencia social y política detiene una capeta de proyectos de energía y de minas, que desconocen la autoridad de las leyes del Estado, a ello se añade que los Estados Unidos han disminuido su apoyo con respecto al narcotráfico, debido a que la droga producida en Perú, hoy en día se dirige en un 70% a Europa.

A ello se añade, por un lado las acusaciones de corrupción de algunos lideres políticos, la negación del indulto a otro de ellos, y por otro la actitud del gobierno de hacer cumplir los procesos de corrupción, de hacer cumplir las deudas y reparaciones al Estado y de continuar con los procesos de inclusión y derechos humanos. A lo que también se ha agregado la acusación de seguimiento a políticos de oposición por el gobierno .

La respuesta de la oposición ha sido un rechazo a las propuestas de las leyes del servicio militar, del servicio civil, y ley universitaria, que el gobierno intentaba.

Al inicio de esta  semana las cosas se enervan más,  el anuncio oficial del partido de gobierno de “un rompimiento” con la izquierda por no considerar objetivos de “inclusión social y de derechos humanos” se une a las declaraciones de no alinearse con los países de la Alianza Bolivariana ALBA de la semana que pasó y se enfrenta a la declaración de la conformación de un frente electoral de izquierda, que llega acompañado de un pedido de la comisión episcopal de acelerar los procesos de los desaparecidos, de los movilizados y refugiados, y hasta declaraciones de maltrato del líder senderista Abimael Guzmán, en si toda una catapulta.

En ese contexto, recientes declaraciones del expremier Valdez representan  la defensa del régimen  y la aparición de una propuesta clara en oposición al reciente frente de izquierda.

Entonces el mes de julio será un mes de congestión social, política, en la que se presentan diversas posibilidades y propuestas, que creemos deberían ser abordados de manera planificada, con la finalidad de evitar que algunos traten de aprovechar la ocasión de las circunstancias y la confusión del momento para lograr sus intereses.

viernes, 21 de junio de 2013

Agente especial de la DEA asesinado en Bogotá, Colombia


El 21 de junio, la agencia de operaciones contra las drogas ilegales (DEA) dio a conocer el asesinato de un agente especial trabajando en Cartagena, Colombia el jueves 20 de junio por la noche, en circunstancias descritas como un robo agravado.

El agente especial fallecido es James “Terry” Watson (43) tenía trece años de servicios, y deja familia e hijos. Antes de ingresar a la DEA el agente victimado sirvió a la Policía y al Ejercito de su país.

Diversas autoridades incluido el Presidente de la República de Colombia, Oficiales de Seguridad y Policía Nacional expresaron su pesar por la perdida de este agente. Según declaraciones del Coronel Camilo Cabana de la Policía Nacional dos sujetos trataron de sacar del vehículo a la victima, llegando a apuñalarlo tres veces en el pecho y una vez en la pierna. Producto de las agresiones fallecio camino a un centro de emergencia.

Autoridades y representantes oficiales de la embajada de Estados Unidos en Colombia, así como de la   DEA también dieron a conocer su pesar por la sensible perdida de este agente especial.

El departamento de Policía de Colombia ha ofrecido una recompensa de 25 mil dólares (unos 50 millones de pesos Colombianos) por información que guía a la captura de los asesinos.

En lo que podría describirse en Perú como un “secuestro al paso”, o un “paseo millonario” en Colombia, el ataque a la victima ocurre cuando esta se traslada en un taxi y el conductor en complicidad con otros delincuentes detiene el vehículo de improviso para dejar entrar a sus cómplices para dominar a la victima. Seguidamente las victimas son llevadas a cajeros automáticos donde son forzados a retirar dinero de sus cuentas. 

Recientes reportes sobre delitos y seguridad establecen a la ciudad de Bogotá con un riesgo elevado de “terrorismo”, delitos residenciales, no residenciales y violencia política.

Según las alertas de la oficina de seguridad de la embajada el riesgo más común es el de delitos callejeros con delincuentes armados con armas blancas o pistolas.  


Actualización
  • El 19 de julio, un Jurado de Virginia en los Estados Unidos,  acusó formalmente a 7 personas de nacionalidad Colombiana, 6 por el secuestro y asesinato del agente especial James Terry Watson y a 1 persona de nacionalidad Colombiana por tratar de destruir evidencia en este caso .
  • En las investigaciones se determino que el agente victimado fue atacado por dos de los acusados uno portando con una pistola eléctrica que fue utilizada para aturdirlo y otro portando un arma blanca con la que lo apuñaló causándole la muerte. 



¿Como estar prevenidos de un próximo Edward Snowden?


Fotos de Edward Snowden y Barack Obama en las portadas de periódicos 
de Hong Kong, el último 11 de junio 2013. 
(Bobby Yip / Cortesía Reuters)

Por Sue Mi Terry, analista de la CIA que ha trabajado en el Consejo Nacional de Seguridad y en el Consejo Nacional de Inteligencia. Ella se desempeña en la actualidad como investigadora senior del Instituto Weatherhead de Asia del Este, de la universidad de Columbia. (Traducción Jorge Contreras)

Este articulo recientemente presentado por la Revista Foreign Affairs refiere las reformas de la comunidad de inteligencia de los Estados Unidos. Al igual que muchos países incluido el nuestro, las comunidades de inteligencia sufren de influencias y cambios para enfrentar las amenazas de cada situación. Estas demandas unidas a otros problemas hacen que cada cierto tiempo ocurran fallas que como en el caso que se comenta, se tornen en un delator y una filtración de informaciones. Sin ir muy lejos, en Latinoamérica hay casos de políticos que han ocupado importantes carteras ministerios responsables de comunidades de inteligencia, en las que posteriormente han hecho denuncias contra el mismo sistema que en otro momento ellos dirigieron.

Si ha revelado algo el caso de Edward Snowden, el ex empleado de Booz Allen Hamilton, la contratista de defensa de la Agencia de Seguridad Nacional, que acaba de contrabandear información clasificada sacándola de su lugar de trabajo para proporcionarla a algunas agencias de noticias,  es que los servicios de inteligencia de los EE.UU.  cometieron errores, después de su reforma luego de los ataques del 11 de setiembre y la guerra de Irak.

Es cierto que muchos de los cambios que se han hecho han sido para mejorar. Pero algunos, como el aumento de la colaboración y el intercambio de información, hoy en día han fracasado. El caso de Snowden, y posiblemente el caso del soldado del ejército Bradley Manning, quien está siendo juzgado por compartir documentos clasificados con WikiLeaks, resaltan los problemas ocasionados por la participación de más personas, más agencias, más contratistas y más clasificación en las actividades de  recolección y análisis de inteligencia, todas estas tendencias que se han acelerado e incrementado en la última década.

A la luz de estos problemas, y de la primera caída en los presupuestos de gastos de las actividades de inteligencia desde el 2001, es que ha llegado una vez más, el momento de repensar cómo funciona la comunidad de inteligencia de Estados Unidos.

En primer lugar, la propia estructura de la comunidad de inteligencia debe ser actualizada. La reforma más importante posterior a los hechos del 11 de setiembre, y de hecho, la reforma más importante desde la creación de la Agencia Central de Inteligencia en 1947, fue el establecimiento en el 2004 de la Oficina del Director de Inteligencia Nacional (ODIN). La ODIN se supone fue para coordinar el trabajo de las 16 agencias de inteligencia independientes de los Estados Unidos para obtener inteligencia importante, y por ejemplo, prevenir que los planes de ataque de Osama bin Laden se filtren a los medios. Sin embargo, su creación resultó ser solo la mitad de la medida necesaria. En lugar de reunir a los espías de la CIA, a los analistas de la Oficina del Departamento de Inteligencia, y los agentes de la DEA, sólo añadió una nueva capa innecesaria de burocracia (unos 1.600 empleados en total) a la ya torpe comunidad de inteligencia existente.

La razón: La ODIN recibió poco control real sobre las operaciones y presupuestos de la infraestructura de inteligencia en expansión, que todavía estaba dominada por agencias mucho más potentes, como la CIA, la Agencia de Seguridad Nacional y la Agencia de Inteligencia para la Defensa. Esto se hizo evidente en el 2009, cuando Dennis Blair, quien era entonces el jefe de ODIN, trató de hacer valer su autoridad para elegir el representante principal de la inteligencia de EE.UU. en cada embajada en el extranjero, en lugar de confiar en los jefes de la CIA para cumplir  ese rol. En la mayoría de los casos, la CIA debería haber mantenido la posición de jefe de estación, pero en algunos países en donde la CIA no tenía a alguien para ocupar el puesto, este quedo en manos de la NSA o de la DEA. León Panetta, quien fue director de la CIA en ese momento, se resistió. Entonces sobrevinieron los conflictos y moretones de  una batalla territorial en la que Panetta salió victorioso, y que sólo resaltó la falta de influencia del ODIN.

Una ODIN más potente no habría impedido las delaciones de Snowden o Manning. Pero darle a esta oficina mayor peso hubiera sido el primer paso en la racionalización en general de la forma como opera la inteligencia de EE.UU.  
El Congreso debe autorizar el control real de la organización acorde al presupuesto de inteligencia y promulgar la reforma propuesta por Blair, o transformarla en una organización más pequeña, más centrada en torno al Consejo Nacional de Inteligencia existente, que es posiblemente la única unidad que funciona bien en la ODIN . El Consejo Nacional de Inteligencia opera en la actualidad como un comité local de expertos dedicados al análisis estratégico a largo plazo y es atendida por analistas de alto vuelo de las diferentes agencias de inteligencia, así como instituciones académicas y del sector privado.

El caso Snowden ha puesto de manifiesto la necesidad de reformar las directivas sobre clasificación de seguridad: un menor número de documentos deben ser clasificados, y el número de personas que tiene acceso a los secretos reales debe ser limitado. Es absurdo que información básica y de rutina continúe siendo clasificada. Por ejemplo, la existencia de un centro de entrenamiento de la CIA, Camp Peary (conocido como La Granja), en Williamsburg, Virginia, es supuestamente secreto a pesar de que Camp Peary figura en una página de Wikipedia en la que se muestran sus coordenadas exactas. Un buen punto para comenzar sería desclasificar muchos documentos "confidenciales" y "sensibles" correspondientes a los niveles más bajos de la clasificación. Una seria consideración también debe darse en la desclasificación de documentos "secretos", cuyo contenido también existen en la literatura pública y que no contienen fuentes que requieran ser protegidas.

La sobre clasificación actual, con miles de millones de páginas de archivos digitales bajo llave cada año, tiene un efecto dominó. Más datos significa que más personas necesitan autorización de seguridad. Hoy en día, de acuerdo con la Prensa Asociada, 4,9 millones de trabajadores del gobierno y contratistas tienen autorizaciones de seguridad. Estadísticamente hablando, es muy probable que haya algunas manzanas podridas, Manning y Snowden entre ellos. Configurándose un mayor nivel de secreto permitiría al gobierno dar acceso a un menor número de personas.

El lugar más obvio para comenzar es la restricción de acceso para los contratistas como Snowden. Después del 11 de setiembre, los organismos de inteligencia expandieron rápidamente su fuerza de trabajo y tuvieron que contratar algunos puestos para llenar vacíos, así contrataron especialistas en lenguaje, habilidades técnicas, en la construcción y operación de aviones de vigilancia no tripulados, son ejemplos.

Según el diario The Washington Post, los contratistas ahora constituyen aproximadamente el 30 por ciento de la fuerza laboral de la comunidad de inteligencia y un 70 por ciento de su presupuesto. Esto es demasiado. Recopilación y análisis de inteligencia son tareas intrínsecamente sensibles que deben ser reservadas principalmente a empleados federales que deben ser formados y controlados más ampliamente que los típicos contratistas.

Incluso los procesos de investigación de antecedentes y de contratación propios de la comunidad de inteligencia requieren un cambio. Las prácticas con el personal se siguen diseñado, sobre todo, para eliminar los posibles riesgos de seguridad,  no necesariamente para reclutar a los analistas más calificados o agentes de caso.

Estas prácticas no han evitado fugas, ni delaciones perjudiciales de la información, sin embargo, han hecho sumamente difícil contratar a estadounidenses "mejor considerados",  como son aquellos ciudadanos que podrían ser útiles en operaciones de inteligencia contra China o Irán.
Los casos de Snowden y Manning han demostrado (junto con los de otros traidores de cosecha propia que van desde Robert Hanssen, el agente del FBI que espió para los servicios de inteligencia soviéticos y luego rusos durante 22 años, hasta Aldrich Ames, el agente de la CIA que durante nueve años espió para la Unión Soviética y Rusia que sólo fue superado por Hanssen), que la suposición de que los ciudadanos naturalizados de alguna manera son más propensos al  peligro que los nativos nacidos, es profundamente errónea. Personas nacidas en el extranjero trabajan y sobresalen en la comunidad, siendo para ellos hoy en día más difícil, el llegar a ser,  de lo que debería ser en realidad.

No sólo es que la comunidad de inteligencia contrata más extranjeros nacidos en Estados Unidos con el lenguaje y el conocimiento cultural, sino que también debe contratar a más profesionales a media carrera, que hayan tenido experiencia extensa y directa en los país de necesidad, ya sea a través de la academia, los negocios, la caridad, el periodismo, o en algún otro concepto. Esto va contra las preferencias de larga data de la comunidad sobre la contratación de estudiantes salidos de la universidad o la escuela de posgrado con estudios concluidos, en la creencia que contratar a media carrera es más probable que se hayan comprometido en algún momento para un servicio de inteligencia extranjero. Aún, los profesionales de más edad puedan aportar mayores conocimientos y madurez para sus tareas y requieren menos formación en los puestos de trabajo, estos también cuentan con una larga trayectoria que las agencias pueden revisar, a diferencia de emplear jóvenes desconocidos fuera de la universidad.

Por último, la comunidad de inteligencia tiene que renovar sus productos analíticos, tales como sus estimaciones de Inteligencia Nacional, y la forma que recoge la inteligencia humana (HUMINT), dicho de otra manera, las formas tradicionales de espionaje con agentes de casos y reclutamientos. Las "fallas de la imaginación" indicados por la Comisión que se dedico a los hechos del 11 de setiembre siguen estando omnipresentes en la comunidad de inteligencia. En lugar de optar por juicios atrevidos, los analistas se deben balancear con extraordinaria cautela. Su trabajo se centra a menudo en amalgamar todos los datos y juicios potencialmente relevantes.

La calidad de la inteligencia disminuye aún más por los esfuerzos de presentar una posición única en toda la comunidad de inteligencia, un esfuerzo coordinado por ODIN. El resultado es un trabajo con un mínimo común denominador.
Los Estimados de Inteligencia Nacionales, la joya de la corona en la labor de análisis de la comunidad, a menudo no son más profundas de los que los principales pensadores producen y por lo general tienen poco impacto en las políticas. Las agencias en vez de premiar menos informes, deberían premiar informes con mayor calidad.

Y esto puede ir acompañado de un renovado énfasis en inteligencia humana (HUMINT). La comunidad de inteligencia se ha vuelto demasiado dependiente de fuentes tecnológicas de inteligencia, como las bases de datos de la NSA que Snowden ha robado. Por sorprendente que sea, todavía hay muchos lugares en los que la tecnología simplemente no puede llegar. Debemos tener en cuenta las limitaciones del uso de la tecnología para adentrarse en la mente de los terroristas y averiguar donde darán el próximo golpe. Si los terroristas son absolutamente expertos en sus prácticas de seguridad, es obvio que van a evitar dejar un rastro electrónico. La falta de una buena inteligencia humana (HUMINT), de hecho, explica los mayores fracasos de la inteligencia de los últimos tiempos, como son la falta de prevención de los ataques del 11 de setiembre o de evaluar adecuadamente las armas de destrucción masiva que fueron preparadas por Saddam Hussein.

Para reemplazar a los puntos ciegos de la tecnología, la comunidad de inteligencia de EE.UU. necesita colectores de mayor calidad humana, incluyendo un mayor número de oficiales dedicados a los casos, que operen bajo mejores cubiertas inventivas "coberturas no oficiales." Es decir, haciéndose pasar por ejecutivos y periodistas de negocios, en lugar de operar bajo la protección diplomática  en las embajadas estadounidenses en el extranjero. Es cierto que es inherentemente más peligroso el implementar estos tipos de agentes de casos. También es caro el construir una cubierta no oficial creíble. Pero son precisamente oficiales del caso,  trabajando bajo cubierta no oficial los que tienen más probabilidades de penetrar en las células terroristas. En este caso, la contratación de profesionales a media carrera, son especialmente importantes: los funcionarios de servicio clandestino recientemente ingresados pueden utilizar sus profesiones anteriores para establecer cubiertas convincentes para sus actividades. Sin embargo, la CIA impone actualmente un límite máximo de 35 años para los reclutas en su servicio clandestino, aunque se hacen excepciones en algunos casos.

Todo esto no quiere decir que la comunidad de inteligencia de EE.UU. se haya quebrado. De hecho, mientras que otros servicios de inteligencia tienen éxito en determinados nichos y en algunas regiones, ningún otro servicio de inteligencia en el mundo tiene una gama tan amplia de capacidades globales como los de los Estados Unidos. Una persona descontenta como Snowden es una anomalía importante, pero muy rara: la fuerza de trabajo de inteligencia es abrumadoramente brillante, dedicada, trabajadora y patriótica. Pero eso no significa que no hay lugar para la reforma. Haría falta sólo unos pocos ajustes en los márgenes para mejorar enormemente la eficacia de las agencias de inteligencia de Estados Unidos,  y así prevenir grandes pérdidas en el futuro.

jueves, 20 de junio de 2013

Entró a robar y terminó llamando a la policía.


Imagen: Como una buena historia de película: el ladrón no pudo cumplir su objetivo.


Al ingresar a una casa aparentemente deshabitada de Hamilton, en Nueva Zelanda, un ladrón de 26 años se llevó una sorpresa: un cadáver colgaba en la oscuridad.

Horrorizado, llamó a la policía gritando. Sus gritos alertaron a los vecinos, quienes pensaron que era una disputa doméstica y también llamaron a la policía.

El hombre hizo el macabro hallazgo la madrugada del miércoles, cuando intentaba robar en la casa vacía en el suburbio de Fairfield.

La Policía de Hamilton aseguró que al contactar a la policía para dar la alarma, el hombre había sido detenido, pero no se presentaron cargos y fue puesto en libertad después de ayudar a las autoridades en sus investigaciones.

De ladrón a buen vecino

La víctima había muerto horas antes del robo, pero de no ser por el ladrón su cuerpo no se habría encontrado por días.

El ladrón era conocido por la policía. "Esperemos que esto influya positivamente en él y que decida no hacerlo más. Lo tomaría como un muy mal karma", le dijo la sargento Freda Grace, de la Policía de Hamilton a la prensa local.

Grace dijo que la situación era increíblemente triste. "Es triste, el hombre se sentía realmente mal. Todo el conjunto de circunstancias es simplemente horrible", aseguró.

Hamilton se encuentra ubicada en el centro de Nueva Zelanda, en la región de Waikato de la Isla Norte, a unos 130 km al sur de Auckland. Es la cuarta área urbana más grande del país.

miércoles, 19 de junio de 2013

Los carteristas más "astutos" del metro de Londres


Imagen: Cuatro millones de personas usan el metro de Londres por día.
Por Constanza Hola Chamy

Cinco de la tarde.
Inicio de la hora punta en el metro de Londres.
En el vagón no cabe un alfiler y el espacio se pelea a codazos.

Entre tanto empujón para entrar, empujón para salir y empujón para moverse, una turista japonesa se da cuenta de que su teléfono celular, que tenía en un bolsillo externo de su bolso, ya no está.

No sabe en qué minuto fue. Tampoco a quién tenía detrás. No sabe nada. Sólo que las vacaciones hasta aquí llegaron.

La turista ha sido víctima de unpickpocket,” nombre que recibe en inglés el carterista.

Es una actividad que se ha convertido en "uno de los mayores problemas criminales del metro de Londres", según le explica a BBC Mundo el detective Simon Jones, inspector jefe de la Policía de Transportes Británica (BTP, por sus siglas en inglés) y en la cual hay una nacionalidad latinoamericana forma parte de la tendencia: los chilenos.

Para un servicio utilizado por 4 millones de personas al día, los casi 7.073 reportes de hurtos acumulados entre el 1 de abril de 2012 y el 22 de marzo de 2013 no parecieran ser una cifra significativa.

De hecho, en sólo 424 de estos casos la policía detuvo a un sospechoso, según cifras de la BTP.

Sin embargo, si se considera que las denuncias por este tipo de delitos han crecido un 18% en un año, los números empiezan a adquirir importancia.

Para hacer frente al problema, la BTP lanzó en marzo la "Operación Magnum", un plan con 700 policías, que busca cortar de raíz los crímenes en el transporte público.

El plan involucra también a la Policía Metropolitana y a Transport for London (TFL), la organización encargada del transporte.

Imagen: El tiempo no pasó en vano. 
Hoy el principal botín de los carteristas son los teléfonos inteligentes.

El oficio de "carterear"

No son violentos, buscan principalmente teléfonos inteligentes –el 52% de las especies robadas por pickpockets son celulares– pero también sustraen tarjetas de crédito e incluso documentos de identificación.

"Cualquier lugar cerrado o que involucre una alta concentración de gente es una oportunidad", le dice Jones a BBC Mundo.

Se despliegan principalmente en las líneas Central (roja), Piccadilly (azul) y Victoria (celeste), mayoritariamente en los horarios más concurridos, y la mayoría de las veces actúan con tal prolijidad que sus víctimas no se percatan de que van más livianos hasta bastante rato después.

En la década de 1980 y principios de la de 1990 los hurtos de este tipo eran realizados por delincuentes locales, principalmente asociados a problemas de drogadicción.

Sin embargo, según la Policía, hoy el 67% de los carteristas que son arrestados provienen de Europa del Este, según cifras de la BTP. Principalmente desde Rumania.

"Es un fenómeno que afecta a todas las principales ciudades (...) desde tiempos antiguos. Ni ha surgido ahora último en Europa, ni se relaciona con las comunidades de Europa del Este", aclara Ion Jinga, embajador de Rumania en Londres.
"Sin embargo, las autoridades rumanas y nuestra embajada en Londres tienen una política de tolerancia cero con cualquier tipo de delitos cometidos por rumanos", le cuenta el embajador a BBC Mundo.

Desde noviembre de 2011, cinco policías rumanos fueron destinados a colaborar con la BTP en la detección de delitos que involucren a ciudadanos de Rumania.

"Hay un mito de que los ladrones chilenos son más sofisticados,
por lo que cometen más crímenes antes de ser atrapados.
Creo que es un mito, pero hay algo de cierto en él"
Simon Jones, inspector jefe de la Policía de Transportes Británica

Chileno: el carterista de importación

Aunque en términos de números, el principal problema para la Policía de Transporte hoy viene de Europa del Este, cantidad no significa "efectividad".

Porque en cuestión de ingenio son los sudamericanos los que se roban la película del "cartereo" en el metro de Londres. "Es como si te dieran doble puntaje por los sudamericanos, porque siempre son mucho más difíciles de atrapar", le aseguró un policía incógnito a la cadena de televisión Channel 4.
Claro que denominar los "sudamericanos" podría ser impreciso.

Existe una comunidad latinoamericana en particular que se destaca en el rubro y la cual ha recibido su propia denominación por parte de la BTP: "The Chilean problem" (el problema chileno).

El "lanza internacional", según la denominación que recibe en Chile este tipo de delincuentes, es difícil de agarrar y, en general, es reincidente.

"Hay un mito de que los ladrones chilenos son más sofisticados, por lo que cometen más crímenes antes de ser atrapados. Creo que es un mito, pero hay algo de cierto en él", asegura el inspector Jones.

En general, el asaltante de Europa del Este es atrapado, procesado y finalmente deportado a su país. "No los vemos más", le cuenta Jones a BBC Mundo.

Sin embargo, los problemas con los chilenos no son tan fáciles de solucionar, ya que algunos son residentes que viven desde hace años en Londres, principalmente en el sector de London Bridge y Elephant & Castle, al sur del río Támesis. De hecho, son habitués de la línea Northern (negra), en torno de la cual suelen "trabajar".

Estos, además, le han pasado el dato a algunos compatriotas que vienen a "trabajar" como pickpockets durante la temporada de verano, según la Policía.

Según Jones, los miembros del "problema chileno" que no son residentes cumplen con un patrón común: llegan generalmente en la época del campeonato de tenis de Wimbledon, en junio, y se quedan hasta fines del verano. Su principal enfoque, además del metro, son los eventos masivos como conciertos o actividades deportivas.


Imagen: Las líneas preferidas de los carteristas son la Central, Piccadilly y Victoria.

Qué dicen en la embajada 

"Nosotros tenemos conciencia de la existencia del problema y hemos tenido reuniones con la policía local. También están en conocimiento nuestras autoridades en Santiago", le dice a BBC Mundo Patricio Díaz, cónsul de Chile en Londres.

El diplomático aclara que aunque Chile no es un país con una tasa criminal significativa en Reino Unido, están barajando varios mecanismos de cooperación entre ambas policías para terminar con el problema.

Según Díaz, el problema puntual de los carteristas estacionales podría estar relacionado con una banda de que se mueve por Europa, con sede en Chile.

Y aunque en su reunión con la Policía no se mencionó el tema de los chilenos residentes, Díaz sospechaba de algún vínculo.

Al ingresar a Reino Unido, cualquier persona que no sea parte de la Unión Europea debe llenar un documento indicando la duración de su estadía y una dirección de contacto.

"Ahí hay un contacto que se repite, que lleva a pensar que están coordinados", le comenta Díaz a BBC Mundo.

Con todo, la autoridad londinense asegura que no hay que alarmarse ni ponerse paranoico.

De vuelta a las cifras, 7.073 denuncias para más de 1.000 millones de pasajeros al año no está tan mal.

No es excusa, sin embargo, para no cuidar las pertenencias al visitar la capital británica.

martes, 18 de junio de 2013

Robar obras de arte no es buen negocio


Imagen: El museo Kunsthal de la ciudad de Rotterdam perdió costosas pinturas el mes pasado.

Por James Malk

A pesar de la crisis financiera global
y todas las discusiones sobre el tema de la austeridad,
los amantes del arte han comprado obras contemporáneas
y de viejos maestros en subastas con precios récord durante todo el año.

Pero, ¿los compradores consideran que su compra es una inversión rentable o sólo un símbolo de estatus?

La idea de que el arte es un activo no es nueva.

Uno de los primeros fondos de arte surgió en París en 1910, cuando un grupo de personas invirtió la cantidad -relativamente pequeña- de 750 francos cada uno para comprar obras de Picasso y Matisse, que vendieron 10 años más tarde por 100.000 francos, obteniendo una considerable ganancia.

Un ejemplo más reciente sería el del guitarrista Eric Clapton, quien vendió una pintura de Gerhard Richter por US$30 millones: diez veces el precio que pagó por ella.

Thomas Galbraith es director de estrategia global del sitio web Artnet, que rastrea las ventas en las subastas de todo el mundo.

"Al observar un catálogo de subastas de 1980 o 1985", explica, "es posible encontrar una gran cantidad de artistas poco conocidos porque, a pesar de que entonces vendían, el mercado para ellos no se mantuvo".

En 2011 se vendieron $60.000 millones en arte, una mitad en subastas y la otra por medio de ventas privadas.
¿Es posible entonces que el trabajo de los artistas más conceptuales como Damien Hirst mantenga la misma longevidad de los maestros del Renacimiento?

"Nueve de cada diez veces, los robos de este tipo
son llevados a cabo por personas u organizaciones criminales
que aunque tienen la capacidad para cometer el delito,
 luego no pueden vender las pinturas"
Robert Wittman, fundador del equipo de robo de arte del FBI

"Cuando uno mira a los artistas a través del tiempo, es posible observar que trabajan a la vanguardia de la tecnología", explica Galbraith.

El experto llama la atención acerca de que los impresionistas utilizaron pigmentos en aceite, un nuevo medio en ese momento. "El medio es efímero. El artista sólo debe elegir cuál utilizará para trabajar".

La obra de artistas como Kac, quien a través de su arte transgénico y biológico produce un conejo fluorescente, por ejemplo, es una de las cosas más difíciles de vender.

"No existe un solo mercado del arte", asegura, "cuando hablamos de este tipo de cosas nos referimos al mercado del arte en su conjunto, pero funciona igual que los distintos mercados financieros".

Fallas en la venta

Ya es un lugar común que una obra de arte se venda por decenas de millones de dólares y que ello convierte al mercado en un blanco para los ladrones.

Con frecuencia el robo de arte es presentado como uno de los crímenes más glamorosos, especialmente en el cine, en donde las tramas se centran en complejas medidas de seguridad y escapadas en auto a toda velocidad.

Sin embargo, hay un defecto que ninguna de las películas parece reconocer: a pesar de los enormes riesgos que corren los criminales y el valor del arte robado, nunca se gana mucho dinero.
Imagen: Eric Clapton obtuvo una enorme ganancia del cuadro Abstraktes Bild, de Gerhard Richter.

"Nueve de cada diez veces, los robos de este tipo son llevados a cabo por personas u organizaciones criminales que aunque tienen la capacidad para cometer el delito, pero que luego no pueden vender las pinturas", dice Robert Wittman, fundador del equipo de robo de arte del FBI y autor del libro "¿Cómo me infiltré para rescatar tesoros robados del mundo".

Según su experiencia, las personas a menudo hacen un buen trabajo para encontrar la manera de cometer el crimen, pero nunca hacen un buen trabajo cuando les toca hacer dinero de ello.

Lienzos sin valor

Wittman recuerda que en el año 2000, tres personas se robaron dos Renoir y un autorretrato de Rembrandt del Museo Nacional de Estocolmo, por un valor de $42 millones. Se organizaron para que explotaran coches bomba que evitaran el acceso de la policía y luego escaparon en un barco de alta velocidad.

Tiempo después, las pinturas fueron recuperadas en Suecia, Dinamarca y Estados Unidos, lo que significa que al final no fueron capaces de rentabilizar ninguna de las obras robadas.


Imagen: La mayoría de las pinturas robadas logran regresar a los museos porque no pueden venderse.

Debido a que son incapaces de vender las pinturas, Wittman dice que los ladrones a menudo tratan de mantener los trabajos hasta obtener los rescates y las recompensas que se ofrecen para su recuperación.

"En los 25 años que he investigado estos robos, nunca he oído de nadie que realmente monetice estas obras tan valiosas", asegura.

"Lo que los ladrones no entienden es que el valor de las obras de arte proviene de la autenticidad, la procedencia y el título legal", explica.

"Si usted no tiene alguna de esas tres cosas, la obra es sólo un pedazo de tela con un poco de pintura".

Para recuperar las pinturas robadas, Wittman a menudo ha fingido ser un comerciante de arte. Las negociaciones, para acceder al objeto robado y poder llevar a cabo alguna acción, podrían tomar de dos semanas a dos años, dice.

"Después del robo de cuatro cuadros a punta de pistola en el Museo de Bellas Artes de Niza, en la Riviera francesa, tuvimos reuniones en Miami, Barcelona, Madrid y Marsella".

"Al final trajeron las pinturas para vendérnoslas", dice.

Con un toque de ironía, concluye: "No es un buen crimen. Te convierte en un hombre de negocios terrible".

lunes, 17 de junio de 2013

Emergencias, Accidentes de Tránsito y Teléfonos Móviles


Emergencias

Para los que poseen teléfonos móviles inteligentes, se ha desarrollado para Android y Apple, la aplicación de “Emergencia ante accidente”. Es una aplicación que se instala en los teléfonos,  esta diseñada para detectar accidentes de tráfico y enviar automáticamente mensajes de emergencia a través de SMS, email y llamada convencional.  La aplicación ha sido desarrollada para tres perfiles diferentes: vehículos de 4 ruedas, motocicletas y bicicletas. 

Para detectar un accidente de tráfico de forma robusta y eficaz, se ha desarrollado un algoritmo altamente fiable, y probado en carretera, que monitoriza en todo momento la dinámica del vehículo en el que uno esta viajando.

Si este algoritmo detecta un accidente, activa un contador que alerta al usuario y que este puede cancelar si está consciente y así lo desea. Este contador también se desactiva si el vehículo se pone nuevamente en marcha.

Si el usuario no se cancela el alerta de ninguna de estas maneras, la aplicación manda automáticamente mensajes de emergencia en todos los modos seleccionados en la configuración.


Enlaces  Accidentes de Vehículos
SOS Iemergency (Apple) clic en el enlace
Emergency Call (Apple) clic en el enlace
ICE In case of emergency (Apple) clic en el enlace
Atrappo (Androide) clic en el enlace

Accidentes

También se han desarrollado aplicaciones que guían a los usuarios ante un accidente de transito.
Estas aplicaciones facilitan reportar a las autoridades, seguro, y a familiares, datos como 1) Donde se ha producido el accidente, 2) La descripción del accidente, 3) Los otros vehículos involucrados, 4) Daños al vehículo propio,  5) testigos y otras informaciones de interés para la policía y las compañías de seguro.

Cualquiera puede llenar las plantillas de reporte de accidentes, tomar fotos, etc.

Enlaces  Accidentes de Tránsito
Auto accident (Apple) clic en el enlace
Auto Accidente Help (Apple y Androide) clic en el enlace
Travelers Auto Accident Help clic en el enlace

El caso Toledo: ¿Antisemitismo en el Perú?


Esta semana que pasó la situación del ex presidente Toledo se complicó por diversas razones.

A las inconsistencias de las declaraciones iniciales del exmandatario, las revelaciones del abogado Luis Fernando Arbulú Alva en su declaración ante la 48 Fiscalía Penal provincial de Lima en el sentido que fue su esposa Eliane Karp quien dirigió todo el proceso de transacción de la mansión,  unidas a las declaraciones del abogado costarricense Melvin Rudelman quien aseguró que Alejandro Toledo pidió su asesoría para constituir la empresa Ecoteva, han terminado por dejar sin piso a Toledo, ya que respecto a la compra, este había asegurado que ni él ni su esposa tenían nada que ver y que él tampoco tenía nada que ver con la creación de la empresa ECOTEVA Consulting Group, cosa que hoy todo el mundo conoce que no es tan cierto. 



¿Declaraciones sobre antisemitismo y discriminación a la comunidad judía en el Perú?  ameritan investigación seria


En ese contexto las declaraciones de la señora Elian Karp sobre el “uso de un antisemitismo para descalificar”en el Perú, las millonarias compras de su madre, unidas a diversas declaraciones en las que agrede a políticos a través de diversos medios o hasta invoca a las Naciones Unidas como defensa contra una amenaza antidemocratica, más que defender a su esposo de las inconsistencias de la compra de inmuebles, constituyen un desvío total del tema, que atrae la atención hacia algo más serio que creemos se debe comprender a cabalidad.


¿Es esta? acaso una operación de compra de la comunidad judía o de los Toledo

Algunos antecedentes podrían dar lugar a que estas adquisiciones sean parte de una operación de adquisición de la comunidad judía ¿Veamos?


La comunidad judía no ha dado muestras de sospecha


Para los que no conocen Costa Rica, formarse una opinión de la comunidad judía requiere de un poco de investigación. Esta comunidad tiene control colectivo sobre los medios de comunicación, el gobierno y la economía. Se calcula que está conformada por entre 2500 y 3000 personas en su mayoría Jázaro - Askenazi.

De ellos, en Costa Rica ha habido al menos unos tres vicepresidentes de la República y dos primeras damas, todos judíos, así como han participado en altos cargos ejecutivos en todos los partidos políticos de derecha e izquierda. La influencia es tal que recientemente salió a la luz una documentación sobre el llamado Plan Safardía que busca la creación de un estado judío en Costa Rica.

De las declaraciones iniciales de los representantes de la comunidad judía en Costa Rica, con respecto al caso de la compra de inmuebles, Melvin Rudelman ha dado a conocer que conocían de las intenciones de formación de la empresa más han descartado su participación y mantenido silencio sobre las compras de inmuebles a través de las declaraciones dadas a conocer.  Más bien, podríamos afirmar que han congelado las cuentas de las empresas relacionadas y han  guardado silencio en espera de las autoridades peruanas, como si de estas dependiera el resultado de las investigaciones.   


Donde sí hay antecedentes, coincidencias y similitudes es con los Toledo


Lamentablemente,  hay antecedentes de al menos dos casos, entre los antecedentes de la señora Eliane Karp, encargada de la actual transacción, que guardan similitudes (empresas off shore) y coincidencias (sumas millonarias) con las actuales compras.

El primero es el Caso Conapa, cuando en el 2005, se acusó al Consejo Nacional de Pueblos Andinos, Amazónicos y Afroperuan@s (CONAPA) (creado el 2001 en el gobierno de Toledo), de malversar un préstamo de US$ 5 millones del Banco Mundial en el pago de jugosos sueldos a los funcionarios cuando el dinero debió ser dedicado a financiar proyectos para las comunidades indígenas. Eliane Karp fue fundadora y presidenta honoraria de la entidad. En su defensa sostuvo que no tenía injerencia administrativa; y el segundo, es el Caso de la “Fundación Pacha por el cambio”, en el que esta fundación creada en octubre del año 2001 por Eliane Karp, presidenta y gerente general en la misma época, con la finalidad de erradicar la pobreza en el Perú, no rindió cuentas, y como se recordará, registró como domicilio fiscal un departamento  de la empresa “Blue Bay” (Bahía Azul “off shore”), creada en Panamá, quien se encargaba de cubrir los costos de mantenimiento. Adicionalmente Blue Bay estaba facultada para financiar, invertir, prestar, girar, emitir pagares y letras de cambio, es decir cualquier negocio. Adicionalmente, esta empresa estaba a nombre inicialmente de Alberto Quimper  (abogado de Adam Pollack) y posteriormente pasó a nombre de Cesar Augusto Almeyda Tasayco (director de Indecopi).


La transparencia ha llegado al banco

También las autoridades en Costa Rica han dado muestras de transparencia en lo que se refiere al Scotiabank, presente en esta transacción cuya privacidad habría sido levantada en Costa Rica, dando muestra de mayor trasparencia.


En conclusion...
En ese sentido,  suponemos que las declaraciones de la señora Eliane Karp, de alertar a la comunidad judía de un antisemitismo peruano, resultan algo sobredimensionado, tienen acaso la intención de ¿atraer la defensa en bloque de esta comunidad?, ¿Añadir esta defensa internacional a la ya defensa nacional de la comisión de fiscalización y del partido político de Toledo?,  ¿Estarán ellos de acuerdo en congraciarse con esta operación? A primera vista no parece que sea así.

Por ello, creemos que una investigación seria deberá encontrar la respuesta. Pues a todas luces, las acusaciones, no tiene nada que ver con un antisemitismo peruano.